miércoles, 31 de octubre de 2012

Un poema de Josep M. Rodríguez



Primera visita al zoo

Tenía doce años y mi madre
me regalaba un mundo para mí:

–¿Si la tristeza fuese un animal?
–Si la tristeza fuese un animal...
pues un escarabajo.

Y entonces le contaba que había días
en que ese escarabajo fabricaba
una bola muy grande en mi garganta.

Los ojos de mi madre eran de búho.
Parecía entenderme sin hablar.

–¿Y cómo te imaginas ser mayor?

No sé qué respondí,
tenía doce años:

aún no comprendía que crecer
es ir al zoo
y sólo ver barrotes

* * *

Josep M. Rodríguez, Arquitectura yo, Visor, Madrid 2012

viernes, 26 de octubre de 2012

Un fragmento de Agustín Fernández Mallo

[...]
no duermo

cuento la repetición
de cada letra en este texto,
observo la curva resultante:



aunque existan picos de tensión, desiertos o inmersiones en
muertes aparentes, el topograma presenta un claro descenso,
me viene una pregunta: ¿será el mismo que acompaña a estos
días?,
[...]

después, casualmente, leyendo un artículo sobre criptografía, me
di cuenta de que en cualquier texto lo suficientemente extenso [y
en todo idioma o alfabeto], el número de repeticiones de cada
letra es siempre, más o menos, el mismo, así que, en cierto modo,
todos los poemas que puede concebir una persona en cualquier
idioma son el mismo poema, presentan idéntico carácter cómico
y dramático en términos plásticos: una curva que desciende.

no podemos huir de ese mapa,


* * *

Agustín Fernández Mallo, Antibiótico, Visor, Madrid 2012

viernes, 19 de octubre de 2012

Un poema de Fabián Casas



Sin llaves y a oscuras

Era uno de esos días en que todo sale bien.
Había limpiado la casa y escrito
dos o tres poemas que me gustaban.
No pedía más.

Entonces salí al pasillo para tirar la basura
y detrás mío, por una correntada,
la puerta se cerró.
Quedé sin llaves y a oscuras
sintiendo las voces de mis vecinos
a través de sus puertas.
Es transitorio, me dije;
pero así también podría ser la muerte:
un pasillo oscuro,
una puerta cerrada con la llave adentro
la basura en la mano.

* * *

Fabián Casas, El Salmón, Libros de Tierra Firme, Buenos Aires 1996

Fuente de la foto, aquí.

lunes, 1 de octubre de 2012

This is our home now

Mucho trabajo, muchas novedades, muy poco tiempo libre para leer y para escribir entradas.  De momento, seguiremos informando desde Iowa City en This is our home now.  El título se lo hemos tomado prestado a Mercedes Díaz Villarías.  ¡Gracias!